Blog

La Dirección de Proyectos en 8 reflexiones

El pasado 5 de Abril de 2018 me sentí afortunado de poder asistir al I Congreso PMI Galicia, gracias al esfuerzo de una serie de profesionales que han conseguido situar a esta pequeña región, en el mapa de una organización internacional tan importante como es el Project Management Institue (PMI).

Al mismo tiempo, me sentí triste de comprobar que mi sector, la construcción, tan sólo estaba representaba por un par de compañeros, demostrando que nos queda mucho camino para cambiar las viejas prácticas, intentar profesionalizarlo y dar un salto de calidad, que ahora mismo ya están afrontando otros sectores (digital, TI, automoción, industria…etc).

En todo caso, algunos seguimos empeñados en que las obras y los proyectos vinculados al sector inmobiliario, pueden y deben ser mejores, y aunque en ocasiones caigamos en el desanimo, por incomprensión, seguimos creyendo que no hay vuelta a atrás.  Más allá de esta reflexión inicial, este artículo me gustaría compartirlo para exponer las notas que tome en el congreso.

I Congreso PMI Galicia – Jose Antonio Ortega, Santiago Vidal y Oscar Naveiras (Consultores en Transformación y Agilidad -Tecnocom Indra)

 

Como buen Arquitecto Técnico, allá a donde voy, siempre llevo mi libreta de notas (papel o digital) y voy anotando aquellas frases, comentarios o reflexiones que me llaman la atención y entiendo me aportan “valor”. Aquí os dejo las que yo anoté de los diferentes ponentes que asistieron al evento y resumen muy bien la situación actual y futura del oficio de Director de Proyectos.

1. Dirección, verificar los entregables, seguir la propuesta de valor. La alta dirección debe avalar y empoderar al PMO, para la gestión por proyectos se implante de forma adecuada en la organización. Se deben seguir y verificar los entregables, como una pieza clave en el desarrollo del proyecto. Toda organización transmite una propuesta de valor, que se debe hacer llegar al cliente. Si no esto no se consigue, el cliente no estará plenamente satisfecho, por ello es muy importante seguirla.

2.Paradigma de los 5 monos. Lo mejor de este paradigma es verlo, aquí . Al final lo que nos viene a decir, es que en las organizaciones hay una frase muy manida que dice: “No lo sé. Aquí, las cosas siempre se han hecho así“, hay que desterrarla, y buscar constantemente el cambio que mejore la cosas.

3. Si se tolera la mediocridad, soy un mediocre. Ojo, en esta afirmación yo debo aportar que todos “somos mediocres”. Sí, porque en la mediocridad siempre debemos establecer una comparativa. ¿Mediocre sobre qué? Yo soy un gran dibujante, pero si me comparo con Leonardo da Vinci, soy un mediocre. Por tanto, ojo, cuando usamos la mediocridad como adjetivo, pongamos contra que comparamos. Pero más allá de esta reflexión, lo importante es que si consentimos que en nuestros proyectos los trabajos queden a medias o no supervisamos para que las tareas se realicen con calidad y precisión, estamos tolerando la mediocridad, y formando parte de ella.

4. Aprende de los errores. Se enlaza con el anterior punto. Soy buen dibujante pero no el mejor, y para mejorar debo aprender de los demás, pero sobre todo de mis errores. Las lecciones aprendidas, la reflexión después de lo realizado, es fundamental. ¿En qué puedo mejorar? ¿Qué debo hacer para no repetirlo? ¿En dónde hemos fallado? Son preguntas que todo Director de Proyectos debe hacerse.

5. Un error a la semana. Una de las afirmaciones que más me gustó del congreso, y que salió de Paz Cariñena (Versia). Todos cometemos cientos de pequeños errores a los largo de los días o semanas, y sin embargo, en las organizaciones está “penado” el fallo y siempre intentamos ocultarlo. Aquellas organizaciones que entiendan el error, como la forma de mejorar (leer punto 4), entenderán que el fallo no está en la persona, sino en el sistema (filosofía Lean). Todos cometemos al menos un fallo o error a la semana, usémoslo para mejorar.

6. Publicar el buen trabajo. Aparte de realizar un buen trabajo (volver al punto 3), es muy importante, en la sociedad actual, es darlo a ver. Exponerlo. Si somos buenos en algo y lo hacemos bien, porque ocultarlo. Publiquemos nuestro trabajo, con humildad, pero nos dará proyección y nuevas oportunidades de empleo o crecimiento profesional.

7. No copies, observa. Los profesionales creativos serán los más demandados en los próximos años, debido al avance de la robótica. Por tanto, lo importante no es copiar lo que ya existe, sino observar a nuestro alrededor y pensar que se puede mejorar y cómo. La observación profunda cobra una gran importancia para los Directores de Proyectos.

8. Técnicas de negociación. De las múltiples habilidades o herramientas que debe manejar un buen Director de Proyectos, el dominio de las Técnicas de Negociación se antoja como una pieza clave actualmente y en el futuro. Cada vez es más necesario llegar a acuerdos, buscar sinergias, establecer relaciones con múltiples actores (y de diferentes nacionalidades), por ello, aquel profesional que sea un buen negociador, tendrá el camino más despejado.

Hasta aquí las 8 reflexiones que anoté en mi libreta. Seguramente otros compañeros habrán sacado otras conclusiones, pero en mi caso, creo que estas 8 resumen bien el congreso y me aportan gasolina para seguir mejorando como Project Manager.

 

Espero que los que hayáis leído el artículo os haya gustado, y podáis comentarlo. Larga vida al Capítulo PMI Galicia.

0 Comments

Leave Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *